En este blog hago comentarios sobre noticias, pequeñas historias, arquitectura, diseño, exposiciones, arte, música, películas, coches, libros, publicidad, idiomas, ciencia y religión... sin más pretensión.

lunes, 19 de junio de 2017

EN MISA DEL 18 DE JUNIO 2017... Cadáveres andantes según el cura.

Menudo calorazo el de ayer... a ver si esta ola de calor se va prontito por favor...

Ahora vamos con la lectura en la que se basó la homilía del cura:

Lectura del santo evangelio según san Juan (6,51-58):

En aquel tiempo, dijo Jesús a los judíos: «Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo; el que coma de este pan vivirá para siempre. Y el pan que yo daré es mi carne para la vida del mundo.»
Disputaban los judíos entre sí: «¿Cómo puede éste darnos a comer su carne?»
Entonces Jesús les dijo: «Os aseguro que si no coméis la carne del Hijo del hombre y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros. El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna y yo lo resucitaré en el último día. Mi carne es verdadera comida y mi sangre es verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre habita en mí y yo en él. El Padre que vive me ha enviado, y yo vivo por el Padre; del mismo modo, el que me come vivirá por mí. Éste es el pan que ha bajado del cielo: no como el de vuestros padres, que lo comieron y murieron; el que come este pan vivirá para siempre.»

Dice el cura que en el día del Corpus que se celebraba el domingo es un día para acrecentar el deseo de participar en la Eucaristía que es el alimento más importante en nuestra vida, es una comida y bebida (bueno, bebida sería si se comulgara con las dos especies, cosa que no es así) para nuestra alma, el mundo necesita recibir la vida de Cristo, si no comemos su carne y su sangre no tenemos vida en nosotros porque si no lo hacemos estamos muertos espiritualmente pero hoy no queremos alimentarnos espiritualmente así que somos cadáveres ambulantes por ello la comunión bien recibida hace que habite en nosotros la Santísima Trinidad, no comulgar tiene una repercusión no en esta vida sino en la vida eterna, cada comunión bien recibida nos prepara para el juicio final, la eucaristía es el alimento de cada día (eso si hubiese misa diaria, cosa que no es así) y además es el momento de comunión con Él, Cristo está en los sagrarios vivo y resucitado, continuó diciendo que cuando Cristo en la cruz dijo “tengo sed” es que tenía sed de amor, quiere que le acompañemos en el sagrario y en la eucaristía, Cristo quiere nuestro amor, con la eucaristía nos acercamos al bien y alejamos el mal, nos preguntó el cura ¿el centro de mi vida es la eucaristía?, y a continuación dijo que hay crisis en la iglesia, por falta de sacerdotes, no se casa nadie por la iglesia, no hay nuevos santos, pocas vocaciones, pero de refilón nos dijo que hay esperanza en un convento de Burgos llamado Iesu Communio en esta congregación de mujeres con carreras universitarias y jóvenes, dicen que Cristo es el amor de su vida y ya han fundado otro convento hermano en Valencia y su lema es “tengo sed” también el cura nos recordó que Cáritas hoy celebra el día de la caridad.

Pienso que en cuanto a que ya no hay santos, es complicado en la vida diaria ser muy santo, cuando hay gente que te pisa “el cuello” un día sí y otro también, es difícil poner mejillas, querer a la gente mala y vivir así feliz... a ver, aspiramos a la santidad, pero el día a día es muy complicado tal y como está la sociedad hoy día, cada vez más individualista y poco allegada a la espiritualidad.

Sobre la comunidad Iesu Communio, donde quieren romper un poco con la imagen de monja clásica, véase sus hábitos de tela vaquera, tejana... pero en los tiempos que corren, si la vida no te aporta nada y estás hastiado de todo y buscando te encuentras con un lugar donde vives con gente afín (todas jóvenes, buena familia a las espaldas, educadas... etc...) pues nada, que te resulta atractivo a priori, lo complidado es que estas monjas en lugar de estar allí saliesen al mundo y lidiasen con todo lo que hay... porque a veces también te dan ganas de irte y no tener que luchar con lo que cada día te pone a prueba.


Si queréis saber más, os dejo su web: iesucommunio.com

Al finalizar la misa dimos una vuelta a la iglesia con la sagrario, poca gente y muy en pequeñito... como siempre nos topamos con ciclistas que no pararon ni un minuto mientras cruzábamos la calle, esquivándonos con sus bicletas... ¿de verdad tanto les cuesta pararse un minuto...?, qué falta de respeto veo yo ahí.

Para acompañar el comentario, os dejo fotos de las alfombras florales de Ponteareas en Pontevedra, donde hay esta tradición de muchos años.

Fuente: www.farodevigo.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.